27 mayo 2015

Reseña: El abrazo de las tinieblas




Título: El abrazo de las tinieblas
Saga:
La caída de los reinos, #3

Autora:
Morgan Rhodes

Editorial: SM
Páginas: 448
Año: 2015
Precio: 14.94€
Edición: Tapa blanda con solapas
Los reinos han caído. Los rebeldes se han alzado.
Pero los inmortales ya no se limitan a vigilar.
Los más poderosos entre ellos pueden obtener al fin lo que ambicionan.
Y lo harán cueste lo que cueste.

CLEO ~ Perdida en un mar de intrigas, la princesa dorada está dispuesta a aliarse con quien sea nececesario.

MAGNUS ~ Cada vez más ajeno a su hermana, el príncipe de la cicatriz lucha por dominar sus impulsos. Sobre todo, sus buenos impulsos.

JONAS ~ El joven rebelde es famoso por los crímenes que no ha cometido. Tal vez, sin saberlo, tengaa su lado verdaderos criminales...

La guerra por los vástagos se recrudece.
Las tinieblas se ciernen sobre Mytica.


Hace tan solo un par de meses que leí la segunda parte de esta saga y ya tenía muchas ganas de saber cómo continuaba. En este caso, volvemos a seguir con la historia por dónde la dejamos y, una vez más, no voy a decir mucho para no spoilear a quienes no hayáis leído los libros anteriores.

He de decir que estamos ante un libro que, personalmente, se me ha hecho un poco más lento que los otros; dejamos un poco de lado a Cleo y Jonas (que siguen saliendo, pero tienen menos momentos) y se da más protagonismo a Lucia y Magnus. Vamos viendo cómo ella controla cada vez más sus poderes y lo confusa que está sobre en quién confiar y en quién no. Sobre él, seguimos sin saber muy bien si va a tirar más hacia su lado malo -el que se parece a su padre- o si por el contrario va a dejar salir más su lado bueno y ponerse en contra de su familia.

Lo cierto es que Lucia es un personaje que ni me gustaba antes ni me gusta ahora. Sé que puede aportar bastante por el tema de los poderes y que es una pieza clave en la historia, pero a la vez no consigo empatizar con ella de ningún modo, me irrita más que otra cosa y me cansa su bipolaridad. Por otro lado, Magnus es un personaje que sí me gusta mucho, el tema de no saber muy bien por dónde tirar, si mostrar un lado más frío o si ser más bondadoso. Es una de esas personas que te pueden sorprender tanto para bien como para mal y me parece que da bastante juego.

Sobre Cleo y Jonas, como dije antes, en este libro tienen algo menos de relevancia que en los anteriores y no se desarrollan apenas sus personalidades. Me siguen gustando ambos (más él que ella), pero no hay mucho nuevo que sacar de ahí. En este tercer libro, se incorporan personajes nuevos, como Felix, que le dan cierta chispa a la historia. Además, tenemos la oportunidad de ver más de cerca a los vigías, de que estos tengan contacto con el mundo humano y de las fatalidades que esto puede llegar a traer. El tema de los vástagos y las gemas perdidas parece que cada vez está más cerca de resolverse y esto hará que se creen muchas alianzas que pueden acabar en traición.

Se podría decir que este es el libro que menos me ha gustado de los tres que llevamos hasta ahora. No ha estado nada mal, pero se me ha hecho algo más pausado que los anteriores y un poco carente de acción, aunque el final nos proporciona todo lo que falta en las anteriores páginas. No tengo muy claro si finalmente serán cuatro libros o más, así que no sé si espero por la última entrega o por una nueva continuación.

En conclusión: El abrazo de las tinieblas continúa una saga que hasta ahora me está gustando bastante, donde nunca sabes quién puede ayudarte o traicionarte, y donde la magia puede ser algo maravilloso o una gran fatalidad. ¿Te unes a la búsqueda de las gemas perdidas?

20 mayo 2015

Reseña: Steelheart




Título: Steelheart
Saga: Reckoners, #1

Autor: Brandon Sanderson
Editorial:
Ediciones B

Páginas:
416
Año: 2014
Precio:
21.00€
Edición:
Tapa blanda con solapas
Diez años atrás, Calamity irrumpió en la ciudad en la forma de una explosión en el cielo que otorgó a algunos seres poderes extraordinarios. A estos se los empezó a llamar Épicos, y pronto subyagaron a la población empleando sus increíbles poderes con el afán de gobernar la voluntad de los hombres y conquistar el mundo. Ahora, un tirano y furioso Épico llamado Steelheart se ha proclamado dueño y señor de la ciudad de Chicago Nova. De él se dice que es invencible; ninguna bala puede hacerle daño, ninguna espada puede atravesar su piel, ningún fuego puede quemar su cuerpo. Nadie se atreve a desafiarlo... Nadie salvo los Reckoners, un grupo clandestino que ha estudiado el comportamiento de los Épicos con el objetivo de hallar sus puntos débiles y poder así exterminarlos. El joven David Charleston se unirá a ellos con el fin de vengar la muerte de su padre a manos de Steelheart. El chico tiene una cualidad que le distingue del resto: sabe que el Épico no es invencible. David es el único que ha visto sangrar a Steelheart.


Aunque hace unos meses que tengo una novela de este autor en mi estantería (El imperio final), este es el primer libro suyo que leo y lo cierto es que estaba deseando darle una oportunidad.

En este caso, el protagonista es David, un chico que cuando era pequeño vio morir a su padre a manos de un gran Épico: Steelheart. Este ser se ha proclamado dueño y señor de Chicago Nova y parece totalmente invencible, pero David sabe algo que nadie más conoce: ha sido testigo de la única vez que alguien ha conseguido herirle y está dispuesto a averiguar, sea como sea, la forma de destruirle.

El mundo en el que viven es totalmente diferente a lo que tenemos hoy en día. Gran parte de la ciudad está cubierta de acero y controlada por un montón de Épicos de mayor o menor nivel. La vida es realmente dura, la mayoría tienen que trabajar en una fábrica hasta que cumplen la mayoría de edad pero, visto el panorama en otras ciudades, se podría decir que tienen hasta "suerte". Por otro lado, existe un grupo -los Reckoners- que luchan contra todo esto dando caza a algunos Épicos, y David piensa que la única manera de acabar con el asesino de su padre es uniéndose a ellos.

Me ha gustado mucho tanto el hecho de que exista un grupo que combata contra esos seres, como los inventos que utilizan para luchar y las personas por las que está compuesto. Toda la información que ha reunido el protagonista a lo largo de los años me ha parecido realmente interesante: los típos de Épicos que existen, sus capacidades, sus puntos débiles, etc. Me ha parecido un detalle muy positivo que cada uno de ellos sea diferente y que, incluso los que tienen una habilidad en común, tengan detalles que los diferencian.

Respecto a los personajes, lo cierto es que no tengo queja de ninguno. Creo que ha habido un poco de todo, desde gente que tenía un carácter un tanto agrio, hasta a alguno que soltaba comentarios bastante ingeniosos (me he reído bastante con la teoría de cómo se hacen las gaitas en realidad). También me ha agradado saber que algunos de ellos tienen más que ofrecer de lo que en principio parece y que en algunos casos ni ellos mismos saben hasta dónde son capaces de llegar.

Aunque la novela en general me estaba gustando mucho, tengo que reconocer que cuando realmente me sorprendió fue al final. Cuando piensas que más o menos ya lo sabes todo, el autor da un par de giros inesperados que logran sorprender muchísimo. Vamos, poco antes se me había pasado por la cabeza una cosa y, aunque no iba tan desencaminada, nunca imaginé lo que finalmente pasó. Creo que lo más importante de un buen libro es que sorprenda, me encantan los giros de trama  y, cuando una historia te está gustando y en los últimos capítulos suceden un montón de acontecimientos que te dejan con la boca abierta... sdakhdaskd (esta es mi forma de decir "babas").

La segunda parte, Firefight, ha salido en inglés en enero de este año, por lo que creo que aún vamos a tener que esperar bastante tiempo para tenerla en español. Una lástima, porque me he quedado con muchas ganas de saber cómo continúa. Eso sí, al menos podré entretenerme con otras novelas de este autor, que no me ha decepcionado para nada.

En conclusión: Steelheart ha sido una novela de la que no sabía muy bien qué esperarme, pero que me ha sorprendido para bien. El tema de los héroes y villanos, así como la incapacidad y valentía para poder defenderse de ellos, ha sido un punto muy positivo y original. Creo que este autor tiene mucho que ofrecer y estoy dispuesta a leer todo lo que caiga en mis manos.

   

17 mayo 2015

IMM/Book Haul 37 - Abril

¡Hola!

Este mes han llegado a mis manos muchos más libros de lo que esperaba por "culpa" de mi distribuidor (para quien no lo sepa, tengo un negocio de venta de libros y a veces pido alguno para mí). Había muchos que me llamaban la atención y poder conseguirlos a un precio genial hizo inevitable su compra:

 
~ El abrazo de las tinieblas - Morgan Rhodes. Tercera parte de La caída de los reinos, saga que me está gustando mucho. Es mi actual lectura y fue un envío por parte de la editorial (que además me mandó marcapáginas de cada uno de los reinos *_*).

~ Todas las hadas del reino - Laura Gallego. Llevo desde que salió deseando tener este libro entre mis manos, porque es de una de mis autoras favoritas. Fue un regalo de mi hermana y la adoro por ello.

 

~ Trilogía Hex Hall - Rachel Hawkins. Las portadas me parecen bastante horribles (y el lomo en rosa ultra cantoso no ayuda mucho), pero en general tienen muy buenas críticas y lo cierto es que me apetece mucho leerlos.

 

~ Trilogía Generación dead - Daniel Waters. El mundo zombie me encanta pero, al estar ambientado en un instituto y ser más juvenil, no tengo muy claro que me vayan a gustar. Aun así, siempre me han llamado la atención y quiero darles una oportunidad.

 

~ Trilogía Entrelazados - Gena Showalter. En realidad creo que en total serán cuatro libros, pero el último ni siquiera ha salido en inglés (aquí ya no saldrá porque la editorial ha quebrado). ¿Alguien que los haya leído puede decirme si el final del tercero queda cerrado?

 

~ La maldición del tigre & El desafío del tigre - Collen Houck. En inglés hay publicados cuatro libros (serán al menos cinco), pero aquí creo que solo han salido tres y no sé si tienen intención de seguir con ellos. Las portadas son bonitas, pero las originales son una maravilla.

 

~ Finnikin de la Roca - Melina Marchetta. Aunque ni la portada ni el título son demasiado atrayentes, no dejo de leer que la historia es genial, por lo que hace tiempo que quería darle una oportunidad.

~ Una noche en la luna - Cath Crowley. Lo cierto es que no he leído ninguna reseña de este libro y tiene pinta de ser excesivamente juvenil, pero es cortito y en cierto sentido me llama, así que ya veremos.


~ Cuaderno para dos & Nick y Norah - Rachel Cohn & David Levithan. Hace mucho mucho tiempo que buscaba estos libros por otros lados y no había manera de encontrarlos. No creo que tarde en leerlos porque les tengo bastantes ganas.


~ Rojo feroz - Jackson Pierce. Este es una adaptación de Caperucita Roja del que no tengo muy claro qué esperar, pero bueno, ya descubriré qué me parece.

~ Canción de amor - Julio García Robles. Envío inesperado por parte del autor, que es un encanto y me manda prácticamente todo lo que publica. Es bastante cortito, por lo que lo leí el mismo día que lo recibí, aunque lamentablemente no me ha gustado.

Y eso es todo por este mes, ya veis que tengo muchísimo para leer (la verdad es que mis estanterías se han llenado considerablemente). ¿Habéis leído alguno?

 

11 mayo 2015

Reseña: Juego de tronos




Título: Juego de tronos
Saga:
Canción de hielo y fuego, #1

Autor:
George R.R. Martin

Editorial: Gigamesh
Páginas: 800
Año: 2012
Precio: 26.00€
Edición: Tapa blanda con solapas
Tras el largo verano, el invierno se acerca a los Siete Reinos. Lord Eddard Stark, señor de Invernalia, deja sus dominios para unirse a la corte de su amigo el rey Robert Baratheon, llamado el Usurpador, hombre díscolo y otrora guerrero audaz cuyas mayores aficiones son comer, beber y engendrar bastardos. Eddard Stark ocupará el cargo de Mano del Rey e intentará desentrañar una maraña de intrigas que pondrá en peligro su vida y la de todos los suyos.

En un mundo cuyas estaciones pueden durar decenios y en el que retazos de una magia inmemorial y olvidada surgen en los rincones más sombríos y maravillosos, la traición y la lealtad, la compasión y la sed de venganza, el amor y el poder hacen del juego de tronos una poderosa trampa que atrapará en sus fauces a los personajes... y al lector.


Me da cierta vergüenza reconocer que tengo este libro en mi estantería desde hace cuatro años y que además es una saga que tenía ganas de empezar desde aún antes. Pero, entre que es bastante grande, que sus continuaciones son carísimas y que me habían dicho que era complicado de leer (cosa que resultó ser mentira), al final se quedó esperando y esperando hasta que no pude resistirlo más.

Supongo que a estas alturas ya todos sabréis de qué trata esta historia. La mayoría de vosotros ya lo habréis leído o, como poco, visto la serie (debo ser la única que no la ve), por lo que no creo que tenga nada nuevo que deciros y estoy convencida de que esta tampoco será la mejor reseña que podáis encontrar.

No me voy a poner a nombrar a cada uno de los personajes porque son muchísimos (en serio, muchos muchos), pero sí puedo decir que me ha sorprendido la capacidad que ha tenido este autor para desarrollar tantas personalidades, cada una de ellas muy marcada y diferente (puede que alguno tenga rasgos similares a otro, pero ahí acaba el parecido). El mundo que ha creado es realmente grande y me ha parecido una pasada cómo ha conseguido hilar todo esto de forma coherente.

Por supuesto, tengo a mis personajes favoritos y estoy segura de que coincidiré con vosotros en varios de ellos. El primero y desde el minuto uno ha sido Eddard Stark, un hombre que me ha sorprendido por su lealtad, su integridad y su manera de ver y afrontar las cosas. Personalidades como estas hay muy pocas y me ha gustado muchísimo poder disfrutar de él. Por otro lado, Jon Nieve y Arya Stark también me han gustado mucho, pero aún son pequeños y creo que tendrán mucho más que ofrecer con el paso del tiempo. 

Por supuesto, también tengo que nombrar a Tyrion Lannister, un hombre que sabe sacar lo mejor de sus defectos y con el que no he podido evitar reírme gracias a sus comentarios sarcásticos. Si tengo que nombrar a algún secundario, diría que el Perro me tiene un algo. Y, si tengo que destacar a alguno que no me ha gustado, me voy a decantar por una a la que muchos adoráis: Daenerys Targaryen. No sé qué va a ofrecer en el futuro ni si me acabará gustando, pero hasta ahora se me ha hecho bastante insufrible. Obviamente, hay otros mucho más odiables y a los que empalaría sin dudar, pero esos no merecen ni que los nombre.

Siendo una saga que ha salido hace bastante tiempo y teniendo ahora la serie que es vista por muchísimas personas, el tema de librarme de spoilers lo he tenido bastante complicado durante años. Aun así, he de decir que solo sabía un par de ellos y estaba contenta con ello. El problema ha sido que, mientras lo estaba leyendo y a tan solo doscientas páginas del final, me han colado lo más importante que sucede en este libro. Eso sí, me lo han dicho de forma inocente y sin darse cuenta, pero... para mí es un suceso bastante traumático y, aunque no pude evitar que se me escapara alguna lagrimita cuando lo leí, me habría gustado mil veces más no tener ni idea de qué sucedía. Puede que hubiera dolido más, pero también habría tenido ese punto de sorpresa que no me ha gustado nada perder.

A pesar de esto, la novela está genial, la personalidad de cada uno de ellos es un detallazo, así cómo el mundo que los rodea, los secretos que esconden y los momentos de batalla. Siempre se ha dicho que no debes encariñarte demasiado con ningún personaje porque este autor mata a diestro y siniestro; hasta ahora he comprobado que en parte es verdad, pero creo que eso va a ir mucho más en aumento con los siguientes libros. Como puntuación le he dado la más alta, aunque realmente sería un 4'5; me ha gustado muchísimo, pero sí me ha faltado un poquito más, cosa que estoy casi convencida de que encontraré en las continuaciones.

En conclusión: Juego de tronos es un libro grueso, pero no por ello la prosa del autor se hace pesada, y además cuenta con un elenco de personajes para todos los gustos (uno se ha quedado en mi corazón para siempre). Si no tenéis miedo de su extensión y os llama la historia: adelante, merece la pena.