13 octubre 2015

Reseña: Mi espectacular ahora




Título: Mi espectacular ahora
Autor: Tim Tharp
Editorial:
Alfaguara

Páginas: 400
Año: 2014
Precio:
14.50€
Edición:
Tapa blanda con solapas
Así estamos. Cassidy está a punto de darme la patada, mi mejor amigo se ha rajado y ahora quiere poner freno a nuestras vidas de diversión ilimitada, mi madre y mi hermana conspiran para que me convierta en uno de esos trabajadores zombis, y mi padre, bueno, mi padre es un gran interrogante que no estoy seguro de querer desvelar.
Mucha gente se volvería loca con este panorama en su último año de instituto. Pero yo no. Yo soy Sutter Keely, el rey de las fiestas. Y no confundas a este filósofo trasnochado con el típico fiestero, tío. Pregunta a Aimee, la nueva chica de mi vida. Ella vio la profundidad del Sutterman desde el momento en que me encontró durmiendo la mona en la entrada de su casa. Sí, vale, Aimee es un desastre social ¡pero ahí entro yo!
Que todo el mundo persiga sus deslumbrantes futuros si quieren. Yo siempre he estado más que satisfecho viendo cómo se vacía mi botella de whisky y enfrentándome cara a cara con el corazón mismo de... mi espectacular ahora.


Hace bastante tiempo que tenía este libro en mis manos, prácticamente desde que se publicó, pero parecía que nunca era el momento de leerlo y, las veces que lo intenté, me resultaba muy tedioso. Los meses fueron pasando y hace poco me pareció el momento más oportuno para ponerme con él. Más vale tarde que nunca, ¿no?

En este caso, el protagonista es Sutter, un adolescente con una forma de ver la vida bastante peculiar. Las novias no parecen durarle demasiado tiempo y, cuando la última lo deja, casualmente conoce a otra chica que también vive en su propio mundo, aunque de una manera diferente. Además, las cosas en casa de ambos no van demasiado bien y resultan ser un apoyo el uno para el otro, aunque quizá no de la mejor manera.

Este libro se me ha hecho bastante rarito y no tengo muy claro por qué. Es como si en parte me enganchase, pero por otro lado todo me pareciera un poco absurdo, o algo así, como si nada me tuviera demasiado sentido. Por un lado, está Sutter, un chico al que le parece muy normal beber todos los días whisky con 7up, no se considera para nada alcohólico, sino que simplemente se lo toma como un método de diversión normal e incluso acostumbra a conducir y trabajar en ese estado. Además, no se plantea los problemas como la mayoría de nosotros, sino que parece quitarle importancia a todo, como si fuera un juego de niños, sencillo. Su forma de ver las cosas se me ha hecho realmente extraña ya que, por ejemplo, en una situación en la que todos sus amigos (y cualquiera de nosotros habríamos visto) que la está cagando, él se lo toma como: bueno, no pasa nada, esa persona ya tomará una decisión que haga que las cosas se estabilicen. En muchos casos llegaba a decir "sí", cuando realmente quería decir lo contrario, y solo pensaba: ¿por qué voy a decirle que no si eso le hará daño? necesita que le diga que sí. Vamos, WTF?

Después está Aimee, una chica que vive muy centrada en su mundo, sin amigos, muy apasionada de la ciencia-ficción y que suele estar siempre encerrada en su casa y dominada por sus padres, vamos, bastante cliché. Cuando ambos se conocen, él intenta ayudarla a salir de ahí, que se relacione más, que encare a su familia, que se divierta, que crea que sus sueños son posibles, etc. Se ve como una especie de salvador, alguien a quien necesita a su lado pero, aunque él cree que todo va como la seda, lo cierto es que ella se está volviendo, entre otras cosas, igual de dependiente del alcohol que él.

¿Qué me ha parecido esta historia? Como dije antes, rara, muy rara. Por un lado, me parecía interesante e incluso hubo momentos en los que me reí o que el protagonista me parecía un tío gracioso o con una forma de ver en la vida -en ocasiones- motivadora. Pero también me resultaba demasiado pasota, muy arriesgado y, en muchos momentos, una persona que no se daba cuenta de cuánto la estaba cagando. Conforme pasaban las páginas, se iba viendo que la cosa iba a más, a peor, y que Sutter no parecía saber ponerle freno, al contrario, para él todo iba como tenía que ir.

El ritmo me ha parecido bueno, no se me hizo pesado ni tuve ganas de tirarlo por la ventana pero, a su vez, cuantas más páginas pasaban, más pensaba ¿esto es todo? ¿no va a haber un giro espectacular que cambie las cosas y voy a soltar un: vaya, esto sí que no me lo esperaba? pues no. Lo cierto es que terminó más o menos como me imaginaba y, además, el final es abierto, así que no queda mucho más que echarle imaginación. Sé que hay una película y no descarto verla, pero vamos, tampoco me llama especialmente.

En conclusión: Mi espectacular ahora ha sido una novela que me ha resultado entretenida, sin más. Algo sin mucha chicha y que me ha servido para pasar el rato, pero que no me ha marcado ni mucho menos. Sé que hay gente a la que le ha maravillado, a otros no les ha gustado nada, yo me quedo a mitad de camino.

2 comentarios:

Espe dijo...

A mi también me gusto, es entretenido pero le falto algo.
Un beso

Winter Brook dijo...

Por lo que he visto de este libro creo que podría haber dado mucho más y haber insertado muchos mensajes. Si lo leo dudo mucho que me guste, detesto que conduzca a la protagonista por el mal camino a pesar de que la ayude en parte. Creo que detestaría mucho a un protagonista masculino como Sutter, un protagonista que no se toma las cosas en serio y que no se percata de que el ahora no lo es todo (sé de su personalidad porque vi la película, la cual ya de por sí no me gustó demasiado).
Igualmente muchas gracias por la reseña, me alegra que te haya gustado :)

¡Un saludo!