12 octubre 2013

Reseña: El dragón de hielo


Título: El dragón de hielo
Autor: George R. R. Martin
Editorial: Montena
Páginas: 72
Año: 2012
Precio: 15.95€ 
Edición: Tapa dura
Todos en la aldea coinciden: Adara es una niña rara, una niña del invierno. Nació durante la peor helada que se recuerda, y el frío se quedó para siempre con ella. Es fácil verla pasear sola por los campos helados o construir imaginarios castillos de arena y hielo. Nacie lo sabe, pero espera, impaciente, la visita del dragón de hielo. Adara no puede entender por qué todos le temen tanto si para ella es su mejor compañero de juegos. Con él se olvida de que el eterno enemigo del norte se acerca peligrosamente a la aldea y que lo mejor sería huir a las tierras cálidas del sur...


La verdad es que tenía un montón de ganas de leer este librillo, me encantan los dragones y disfruto del invierno, por lo que no dudaba de que sería una lectura que me gustaría, aunque quizás tenía las expectativas demasiado altas. 

Reconozco (no me matéis) que es lo primero que leo de este autor, pese a tener un libro suyo esperando en mi estantería desde hace muchísimo tiempo. Me apetecía más comenzar por su otra novela, pero ya que este era muy cortito y llevaba tiempo esperándome, al final me animé con él.

Es una historia muy tierna y muy fácil de leer, tan solo tardas un ratito en leerla, ya que a parte de tener la letra grande, contiene bastantes ilustraciones, todas ellas preciosas. La protagonista es Adara, una niña que resulta extraña a todo el mundo, nació en la peor tormenta de invierno y adora el frío, cuando todos los demás piensan exactamente lo contrario. Además, no tiene amigos, es solitaria y siempre juega sola alejada de la aldea. Hasta que un día aparece frente a ella el temido dragón de hielo, un animal muy difícil de ver y al que todos temen. En ese mundo existen los jinetes de dragones, pero nadie monta dragones de hielo, es más, nadie puede tocarlos. Pero Adara es diferente, es fría y puede permitirse el lujo de tocar ciertas cosas que los demás derritirían con el calor de sus manos. En esta historia conoceremos parte de su vida y de su aventura con el dragón de hielo.

Lo cierto es que es una historia que me ha gustado mucho, me ha hecho sonreír y, para qué negarlo, me ha hecho llorar. No todo es bonito en ella, también tiene su parte cruel y ese es, en mi opinión, el punto clave de la historia. Pero también tengo que decir que no me ha gustado tanto como creí que lo haría. No me esperaba para nada su final y, en vez de dejarme contenta -como yo esperaba-, me dejó bastante triste y con una sensación un tanto agridulce por lo que, aunque quiera, no podría puntuarla con un cinco (aunque podéis interpretarlo como un cuatro y medio).

En conclusión: El dragón de hielo es una historia que me hubiera gustado disfrutar un ratito más y cuyo final me ha dejado con un sabor un pelín amargo. Pero que a su vez me ha parecido mágica, llena de emociones y con unas ilustraciones envidiables.



4 comentarios:

Daniel Sánchez dijo...

¡Hola! Pinta muy bien, así que ojalá pueda leerlo :3. ¡Un besito!

Luly De Letras dijo...

Hola!! Tiene pinta de estar genial!! Creo que si puedo lo leeré.

Por cierto, me quedo en tu blooog!

Besitos desde LaberintoDeLetras^^

Pandora dijo...

¡Te invito a pasarte por mi blog, pues tienes un premio esperándote!
Un beso muy grande y muchas felicidades.

Bambú dijo...

A mi me ha decepcionado esta historia, me esperaba otra cosa :/

Eso sí, las ilustraciones son muy bonitas

Saludos